Create a Joomla website with Joomla Templates. These Joomla Themes are reviewed and tested for optimal performance. High Quality, Premium Joomla Templates for Your Site
Lunes, 18 Enero 2016 11:09

El 'ébola del olivar', bajo control (IDEAL)

Escrito por
Valora este artículo
(0 votos)
Operarios italianos talan olivos afectados por la Xylella en un olivar de la región de Puglia. / IDEAL Operarios italianos talan olivos afectados por la Xylella en un olivar de la región de Puglia. / IDEAL

El 'ébola del olivar', bajo control

La labor inspectora de la Junta se desarrolla básicamente en viveros, pero también se están realizando exámenes en los propios olivares

Los trescientos análisis realizados hasta la fecha en la provincia (950 en Andalucía) han dado negativo

JORGE PASTOR @JorgePastorS JAÉN

17 enero 2016. El primer runrún se comenzó a escuchar hace justo un año. Un bicho muy malo estaba devastando cientos de hectáreas de olivares en el sur de Italia. En la primavera aquel 'runrún' se había convertido en alerta ante la posibilidad de la que la Xylella fastidiosa, que es como se llama la bacteria letal, 'diera el salto', atravesara el Mediterráneo y amenazara las explotaciones aceituneras de una provincia como Jaén, donde el campo lo representa todo -o casi todo-. Ya estamos en invierno ¿cuál es el estado de la cuestión? Pues básicamente que las administraciones, fundamentalmente la Junta, siguen en estadío de máxima vigilancia, plenamente conscientes de que estaríamos ante un enorme problema en caso de que el 'ébola del olivar', como lo han bautizado los propios científicos, atacara plantaciones andaluzas o, en realidad, de cualquier punto de España. Por ahora, todo bajo control.

Según explica el delegado de Agricultura, Juan Balbín, por ahora se han realizado 950 análisis en el ámbito de toda la comunidad andaluza y todos ellos han dado un resultado negativo. También, lógicamente, los trescientos realizados en Jaén. Aquí, al Laboratorio de Sanidad Vegetal, ubicado en el parque científico y tecnológico Geolit, y a centros similares situados en Sevilla y Almería llegan las muestras que se toman en empresas que se dedican a la importación de plantas. «Los controles se llevan a cabo en los viveros, pero realmente se realizan en todo el recorrido, desde que los plantones llegan a España hasta que son sembrados», comenta Juan Balbín, quien indica que las propias almácigas, con todos los permisos y todos los papeles en regla, son los primeros que ya realizan una inspección previa para garantizar la calidad y la seguridad del producto que posteriormente venderán a sus clientes. En este sentido, Balbín reconoce el potencial peligro que tienen los que ejercen esta actividad sin estar dados de alta en los registros oficiales. «Los agricultores deben tenerlo en cuenta para evitar males mayores», agrega.

Según Juan Balbín, aquel estado de alarma de hace unos meses se ha atenuado en estos instantes, «lo que no quiere decir que la Junta haya bajado la guardia; todo lo contrario, seguimos muy encima de esta cuestión porque nos jugamos mucho y porque en caso de que hubiera algún caso, se debe habilitar un cordón de seguridad y adoptar estrictas medidas de erradicación». En este sentido, Balbín asegura que los estudios científicos que se están llevando a cabo aún no han permitido la obtención de remedios y antídotos que maten a la Xylella.

Protocolo de prevención

Como parte del protocolo de prevención, la Junta podrá inmovilizar material ante una posible sospecha y también restringir sus movimientos hasta obtener resultados concluyentes. En el supuesto de 'positivo', se delimitarán zonas demarcadas en las que se aplicarán las acciones de eliminación establecidas por la normativa comunitaria, siempre teniendo en cuenta criterios de proporcionalidad.

Y es que La Xylella no tiene cura, ataca al xilema del árbol -los vasos por los que circula la savia- y lo seca en un tiempo récord. El brote italiano es muy virulento. Se trata de una cepa próxima a las del café y los cítricos que en esta ocasión ha encontrado a su huésped perfecto. Su virulencia con los olivos es inédita. No perdona. Josep M. Riba, biólogo y especialista en fitopatología ornamental, añade que «se trata de una bacteriosis, no una plaga, que se trasmite a través de insectos picadores-chupadores que se alimentan de la planta. Se requieren aplicaciones de antibióticos para combatirla, pero al no poder utilizarse en agricultura en la UE, no hay otra solución que la destrucción de la planta afectada.

Visto 1189 veces

¡Atención! Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestro servicio. Para obtener más información sobre las cookies que utilizamos y cómo eliminar estos datos, consulte nuestra política de cookies Política de cookies.

  Acepto las cookies de este sitio web
EU Cookie Directive Module Information